Enlaces Relacionados

  • Comida chatarra
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • La comida chatarra más exagerada
  • Próximo álbum

¡Atáscate! Los 12 inventos más escandalosos de la comida chatarra

Hace aproximadamente un mes y medio, la nueva diva del mundo culinario hizo su debut en un mercadito de Brooklyn y rápidamente se convirtió en una sensación de las redes sociales. La Ramen Burger -- una hamburguesa en la que el pan es reemplazado por dos discos de fideos fritos con un poquito de huevo hasta quedar dorados -- ahora ha llegado a Los Ángeles y en su primer día, a pesar del calor, tuvo a cientos haciendo fila. Pero esta fusión de comidas y estilos no es la primera en convertirse una moda. Otras creaciones raras han ganado miles de fieles seguidores por todo el país a punta de grasa y colesterol. Vea a continuación 12 de las más famosas:
El "Cronut": Otra creación de la gris Nueva York que ha vuelto loca a la gente desde mayo de este año combinando una dona y un croissant.
Mientras que a algunos les parece un sueño hecho realidad perfecto para acompañar su cafecito, otros creen que se sobrevalora su sabor.
Sea como sea, las colas gigantescas y los $5 de precio no han sido un obstáculo para que este postre ya haya generado imitaciones desde LA hasta Berlín o Singapur.
¿Se le antoja?
Monkey Style Burger de In&Out: Este es un monstruo de fusión que garantiza llenar hasta al más glotón.
Para hacer una “Monkey Style” Burger, es necesario comprar la hamburguesa y las papas por separado, ya que esta combinación no es parte del menú secreto de In&Out.
Las papas se piden “Animal Style”, o sea con queso derretido, cebollitas doradas y una salsa parecida a Thousand Island.
Luego usas un tenedor como una pala e intentas colocar el bloque dentro de la hamburguesa que pediste (si pides doble hamburguesa ganas puntos por arriesgar acabar en la sala de emergencias).
Honestamente, los que han tenido la oportunidad de probar una hamburguesa de esta cadena (disponible mayoritariamente en la Costa Oeste), saben que todo sabe rico. Es por eso que este monumento al gula increíblemente no sabe mal, pero es un desafío difícil terminarlo. Su precio: $5.
4x4: Para poder comer esta bestia de In&Out, es necesario ser mitad serpiente para poder dislocar la mandíbula y poder abrir la boca lo suficiente como para dar un bocado.
Al ser un edificio de carne, es seguro que al terminar ese doloroso mordisco acabarás manchándote la nariz y cachetes con jugos y salsa. Not pretty.
Una foto de perfil del 4x4.
El precio es $5 y, honestamente, no vale la pena.
Double-down: Sin lugar a dudas uno de los Frankensteins más cuestionables, peligrosos y populares en Estados Unidos.
Esta exageración fue creada por KFC y básicamente es un par de pechugas de pollo fritas con queso derretido al medio.
Se puede agregar tocino a este sandwich.
Este "Double-down" fue lanzado al mercado en 2010 y se ha convertido en un clásico.
Incluso Stephen Colbert comió una al aire, lo que impulsó más su popularidad.
Dorito Loco Taco: Aunque los tacos de Taco Bell no son exactamente los más ricos que hay, esta creación salida de la mente de un adolescente hippie es sorprendentemente disfrutable.
Cada uno de los Doritos Loco Tacos cuesta poco más de $1 y si bien solo estaban disponibles en “cheddar” y “cool ranch” inicialmente, ahora también se lanzará el sabor “
No llenan pero engañan la panza. Lo más ridículo de todo es que Doritos sacó al mercado unos 'chips' con sabor a Dorito Taco Loco.
McRib: Este sándwich es como el Cometa Haley de las modas de comida rápida. Salió de los raros 80s y rápidamente desarrollo un culto casi religioso de fanáticos por todo EEUU.
McDonalds solo saca el McRib por temporadas y en algunas de sus franquicias. Y cuando lo hace, lo anuncia an grande.
Incluso hay páginas web que hacen seguimiento de los lugares donde están disponibles las McRib y lo comparten con otros obsesionados.
Aunque la “costilla” es evidentemente falsa y hecha con carne procesada, el sabor es aceptable, aunque la textura algo extraña. Ayuda mucho la salsa bbq para hacerla más digerible. Su precio: $2 y centavos.
Miniburgers de White Castle: Una delicia muy barata disponible mayoritariamente en la Costa Este y que ha saciado los apetitos de universitarios hambrientos y pobres por décadas.
Estas hamburguesitas de White Castle son especiales por varias razones. No solo son hechas chicas para devorar de dos mordidas, sino que también su carne tiene unos agujeros que supuestamente ayudan a mejorar la cocción y el sabor.
Su precio: Menos de $1.
"Stoner" Burrito: Este es una orden especial que hay que hacer en Del Taco.
Básicamente es un burrito barato de frijoles y queso al que se le añaden papas fritas. El nombre viral de la creación es el “Stoner Burrito”.
Cuesta poco más de un dólar y sabe exactamente así.
Tan difícil de comer que se tuvo que pedir ayuda…
El perro dudó un poco al comienzo, pero luego agradeció.
Triple hamburguesa del Five Guys: Esta cadena de hamburguesas de Texas se ha hecho famosa y ha obtenido muchos seguidores gracias al estilo casero que mantienen. El sabor de todo en el menú es exquisito y fresco.
Para los propósitos de esta sacrificada nota, se optó por ordenar la hamburguesa triple. Los empleados preparan todo frente a los clientes. Para esta torre de carne empiezan con los vegetales.
Luego van acomodando las 3 piezas de carne: 2 en un lado y 1 en el otro pan.
Un vistazo de cómo va quedando esta belleza.
Luego un poquito de salsa…
¡Y voilá! Su precio: Casi $9 con papas y gaseosa, pero vale la pena.
Triple-stacker de Burger King: Colosos de carne que sacó Burguer King. Si la doble es por momentos difícil de morder y masticar, imagínese esta exageración de la comida chatarra. Se aguanta un mordisco o dos, pero hasta ahí. Su precio: Unos $4
¿Y tú? ¿Qué es lo más raro que has ordenado y comido?
Próximos álbumes

Angelinos salen a protestar contra la guerra

Travestis del país unidos por VIH

¡Feliz cumple Recoditos!

FOTOS: Palacio de Gobierno en Guerrero quedó en cenizas

Disfruta más imágenes
a tu izquierda