Garcetti: “No descansaré hasta que corrijamos las cosas…”

Eric Garcetti.jpg

Eric Garcetti.jpg

Alcalde de Los Ángeles respondió en rueda de prensa las interrogantes sobre el informe de las fallas en respuesta de emergencias, tras el tiroteo en LAX el pasado noviembre.

Univision 34

LOS ANGELES - Las fallas en la comunicación entre las agencias obstaculizaron la respuesta de salvamento durante el tiroteo de noviembre en el aeropuerto internacional de Los Ángeles (LAX), según un informe publicado hoy.

El resultado de la investigación dejó al descubierto que el fatal atentado en el terminal número 3 del copado LAX pudo haber sido evitado. Sin embargo, el alcalde Eric Garcetti insistió en que ya están trabajando para mejorar la respuesta en casos de emergencia.

01 de noviembre de 2013, terror en LAX

“Si bien 01 de noviembre fue un día trágico, quiero tranquilizar a nuestros viajeros afirmando que  LAX es un aeropuerto seguro '', dijo Garcetti. “No descansaré hasta que corrijamos las cosas que en este informe dice necesitan ser corregido, y vamos a hacer de este –el aeropuerto LAX- un aún más seguro y un mejor ambiente para todos los que vienen aquí a volar y todos los que vienen aquí para trabajar”.

El informe de 83 páginas señaló fallas en la comunicación y coordinación entre la policía y los bomberos que provocaron  a retrasos en el establecimiento de un centro de mando unificado. Los distintos organismos tampoco pudieron comunicarse de manera efectiva debido a los sistemas de radio incompatibles, según la auditoría.

De acuerdo al documento decenas de recomendaciones señalaron que se debe reforzar la seguridad y la respuesta de emergencia, y advirtió que el tiroteo 01 de noviembre podría haber sido mucho más mortal si el autor hubiese sido más sofisticado o si hubiera habido múltiples sospechosos.

Paul Ciancia, el autor del terror

Entre otras recomendaciones destacan; una mejor coordinación con las organizaciones de rescate tales como la Cruz Roja de Estados Unidos, así como con empresas de la zona, empresas de transporte y ciudades cercanas que podrían ser capaces de proporcionar lugares de evacuación y refugio a los pasajeros varados.

También propuso la asignación de más personal para manejo de emergencias y disponer de más equipos y capacitación para dicho grupo especial.

Garcetti dijo que entre las medidas adoptadas por la ciudad y el aeropuerto para mejorar la seguridad, es el entrenamiento con tácticas de emergencia para los paramédicos y bomberos que les permitan entrar más rápidamente las áreas que no han sido plenamente asegurados por la policía. La ciudad también está trabajando para capacitar a los inquilinos- comerciantes- del aeropuerto y otros empleados LAX acerca de los procedimientos de evacuación.